El día 1 de abril de 2020 comenzó en España el plazo para realizar la declaración de la renta correspondiente al ejercicio 2019. Este es el segundo de un total de dos artículos publicados en los que explicamos cómo tributan las criptomonedas en España. Nos centramos especialmente en el impuesto IRPF para aclarar las dudas que se tengan a la hora de cumplimentar la declaración de la renta del ejercicio 2019. El modelo de la declaración del Impuesto de la Renta de las Personas Físicas publicado en el BOE se puede consultar en el siguiente link.

¿Tributan en la declaración de la renta las criptomonedas obtenidas a través de un Airdrop?

Un Airdrop es el regalo de criptomonedas o de tokens que realiza un proyecto basado en blockchain a la comunidad, ya sea por una estratégia de marketing, o simplemente para crear un ecosistema en torno dicho proyecto.

En este caso, la  Agencia Tributaria no se ha pronunciado al respeto. Haciendo una interpretación de la ley tributaria actual, podría tratarse de una ganancia o ingreso que se recibe sin transmitir nada a cambio, por lo que no viene fruto de una transmisión, pero que sin embargo, sí que incrementa el patrimonio. Como consecuencia, debe tributarse si el valor de dicho airdrop es sustancial en la parte de la declaración de la renta determinada como “ganancias patrimoniales que no derivan de la transmisión”, con porcentajes entre 18% y el 46%. En este caso habría que rellenar en la declaración de la renta, en la página 14, la casilla 298, apartado: “Otras ganancias y pérdidas patrimoniales que no derivan de la transmisión de elementos patrimoniales”.

¿Tributan en la declaración de la renta las criptomonedas recibidas mediante un Hardfork?

Un Hardfork es una bifurcación producida en una cadena de bloques, a partir de la cual coexisten dos cadenas al mismo tiempo con diferentes protocolos que las gobiernan. Si se poseen criptomonedas de la cadena original, una vez realizado el hardfork, se reciben la misma cantidad de criptomonedas o tokens nuevos creados procedentes de la nueva cadena.

En este caso, la Agencia Tributaria tampoco se ha pronunciado expresamente al respeto de cómo deben tributar las criptomonedas recibidas como consecuencia de un hardfork. Haciendo una interpretación de la ley tributaria actual, algunos expertos indican, que al igual que el caso de los airdrops, podría tratarse el hecho de recibir criptomonedas debido a un hardfork como una ganancia patrimonial no derivada de una transmisión, y tributaria en la declaración de la renta en el apartado de “ganancias patrimoniales que no derivan de la transmisión” con porcentajes entre 18% y el 46%. En este caso habría que rellenar en la declaración de la renta, en la página 14, la casilla 298, apartado: “Otras ganancias y pérdidas patrimoniales que no derivan de la transmisión de elementos patrimoniales”.

¿Tributan en la declaración de la renta las ganancias producidas por participar en plataformas de Staking, Arbitraje o Pools de Minería en la nube?

Respecto a este tipo de cuestiones la Agencia Tributaria tampoco se ha pronunciado expresamente, por lo que la única opción que le queda a los expertos es interpretar la ley actual. Según fuentes consultadas, las ganancias producidas por participar en plataformas de staking (tipo Tezos), de arbitraje (tipo Arbistar), o de pools de minería en la nube (tipo GenesisMining), en las que se realiza una aportación (generalmente en criptomonedas) y producen un rendimiento cada cierto tiempo, dependiendo del volumen de dicha participación, deberían tributar en la declaración de la renta como un rendimiento del capital mobiliario, ya que se podrían considerar como contratos de cuenta en participación. En este caso habría que rellenar en la declaración de la renta, en la página 5, la casilla 33, apartado: “Rendimientos del capital mobiliario a integrar en la base imponible del ahorro”.

¿Tributan en la declaración de la renta las ganancias producidas por participar en plataformas DEFI como Compound o Maker?

Respecto a este tipo de cuestiones la Agencia Tributaria, tampoco se ha pronunciado expresamente, por lo que la única opción que le queda a los expertos es interpretar la ley actual. Según fuentes consultadas, las ganancias producidas por participar en plataformas DEFI como Compound o Maker, en las que se realiza una aportación (generalmente en criptomonedas) y producen unos intereses en el tiempo, dependiendo del volumen de dicha participación, deberían tributar en la declaración de la renta como un rendimiento del capital mobiliario ya que se podrían considerar como contratos de cuenta en participación. En este caso habría que rellenar en la declaración de la renta, en la página 5, la casilla 33, apartado: “Rendimientos del capital mobiliario a integrar en la base imponible del ahorro”.

¿Se pueden declarar como pérdidas el robo de las criptomonedas en un exchange o una plataforma que hace una estafa?

Este tipo de robos se podrían declarar como pérdidas en la declaración de la renta en la parte general, pero no computarían para compensar las ganancias obtenidas por las ventas y permutas de otras criptomonedas. En cambio, si compensarían las ganancias declaradas en el caso de los hairdrops, y hardforks. Además, habría que demostrar que dicho robo se ha producido con documentación como denuncia a la policía, reclamación judicial, documentos que demuestren que se tenían dichas criptomonedas en el exchange antes del robo, emails al soporte del exchange reclamando dichas criptomonedas robadas, etc. En este caso habría que rellenar en la declaración de la renta, en la página 14, la casilla 305, apartado: “Otras ganancias y pérdidas patrimoniales que no derivan de la transmisión de elementos patrimoniales”.

¿Tributan las ganancias producidas por la minería PoW?

En este caso la Agencia Tributaria sí que se ha pronunciado expresamente, y ha declarado que se considera a los mineros, a efectos prácticos, como empresarios, y por lo tanto, para minar criptomonedas hay que estar dado de alta en Hacienda y en la Seguridad Social, y se tienen que declarar los beneficios obtenidos de la minería como actividad económica. Un minero puede ser una persona física o una persona jurídica, y debe tributar como tal dentro del rendimiento de actividades económicas, o bien a través del IRPF, o bien vía sociedad.

Criptomonedas y otros impuestos: IVA, Patrimonio, Sucesiones y Donaciones.

  • Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA): tanto la Agencia tributaria, como el propio Gobierno de España han manifestado que las actividades de compra-venta y permuta de criptomonedas están exentas de IVA.
  • Impuesto de Patrimonio: las criptomonedas que sean parte de nuestra propiedad forman parte de nuestro patrimonio, y por lo tanto deben tributar en el impuesto de patrimonio. La cuantía, los mínimos, y exenciones de dicho impuesto dependerá de la comunidad autónoma en la que paguemos nuestros impuestos.
  • Impuesto de Sucesiones y Donaciones: Si de donan criptomonedas, el donante deberá tributar en la declaración de la renta por las ganancias producidas (si las hubiere: precio de las criptomonedas en el momento de la  compra menos el precio de las criptomonedas al momento de la donación) como si se tratase de una permuta o venta de las mismas. Además, el que recibe la donación deberá tributar el Impuesto de Sucesiones y Donaciones por el valor de la donación en el momento de recibirla. Dicho impuesto de donaciones, también depende de la comunidad autónoma en la que se paguen los impuestos.

En conclusión

Tal y como recalcamos en el post anterior, el ecosistema cripto-económico es tan amplio, nuevo, cambiante, y complejo, que las autoridades gubernamentales de los países deben realizar un gran esfuerzo para encajarlo en sus legislaciones, así como en sus sistemas económicos y tributarios. Es por ello, que al no existir en muchos países una legislación ad hoc para su gestión, los expertos en materia tributaria y fiscal deben hacer un gran esfuerzo para interpretar la ley vigente e intentar encajar el ecosistema cripto-económico en leyes que no están actualizadas en su mayor parte para trabajar con dicho ecosistema. Como consecuencia, nos encontramos en un terreno muy inestable, en el que puede resultar muy aconsejable la consulta de un abogado o un asesor especializado en la materia.

Por lo tanto, el contenido del presente post no deberá tomarse por el lector como Palabra de Ley, sino como una orientación a la situación actual tributaria de las criptomonedas en España. Para la realización de presente post, nos hemos basado en la información que hemos recopilado de conferencias, entrevistas, documentación y eventos en los que han participado consultores y abogados especialistas en la materia como son el Grupo Seiko, entre otros.